coaching·desarrollo personal

Vivir la vida

2015-12-08 19.36.56

Vive la vida y no dejes que la vida te viva, es el mantra que tengo interiorizado desde hace años y enmarcado en mi mesita de noche, así puedo verlo al despertar y antes de dormir.

Aunque puede parecer evidente que estamos vivos y que  somos conscientes de ello, en realidad, solemos tomar conciencia de la vida, cuando muere alguien muy cercano o por lo menos en mi caso fue así. Permíteme que te diga, que no esperes a que muera una persona cercana a ti, para que te des cuenta, de que tú estás vivo y que depende de ti lo consciente que seas.

Cuando hago cosas que me gustan, con las que realmente disfruto, me siento viva y es la mejor sensación que puedo experimentar.

Viajar es algo que me gusta mucho y durante años, el día de mi cumpleaños lo he pasado viajando. En el trabajo, cuando hay que decidir las vacaciones, yo lo que siempre tengo claro, es coger de vacaciones, la semana que coincide con mi cumpleaños, en mi caso, me parece que es la mejor forma de celebrar que estoy viva; pasar ese día, en un lugar en el que nunca haya estado antes, porque como siempre digo ¡el mundo es muy grande y yo quiero verlo!.

En los últimos años, debido a un evento en el que trabajo no he podido viajar ese día, aunque no me ha impedido celebrarlo y aprovecharlo para manifestar mi agradecimiento por estar viva.

Tres cosas que puedes integrar en tu vida para tomar conciencia de que estas viv@.

  1. Busca tu propio mantra, uno que te haga sentir vivo, que te genere energía positiva y sensación de bienestar y colócalo en un lugar visible, puedes tenerlo como yo en el dormitorio, o bien, colocarlo en otro lugar visible de tu hogar, o tenerlo de salvapantallas en el ordenador, llevarlo en el móvil…, puede servir cualquier lugar en el que lo veas, al menos, una vez al día.
  1. Identifica como mínimo, dos cosas que realmente te hagan sentir bien, sentir vivo (bailar, viajar, leer, ir al cine, aprender a cocinar, aprender un idioma…) y hazlas, hazlas tantas veces como te sea posible y después, elige un día al año para hacer balance, eso te hará sentir que has vivido. El día elegido puede ser el día de tu cumpleaños, el último día del año, el principio de la primavera…, cualquier día que elijas estará bien.
  1. Celebra tu cumpleaños, te invito a reflexionar sobre las siguientes preguntas:

¿Recuerdas lo que te gustaba celebrar tu cumpleaños cuando eras un              niño?

y ahora ¿Cómo te enfrentas a tu cumpleaños?

Puede que lleves unos años en los que no te apetezca celebrarlo, que tus frases al respecto, sean algo así: ¡mí cumpleaños, es un día como otro cualquiera!, ¡yo no lo celebro, ¿para qué?!, ¡cada vez más viejo!, ¡se pasan los años y no me doy cuenta!…

Aunque parezca evidente, al leerlo, espero que seas realmente consciente, de que, si no cumples años, es que estas muerto, así que, el próximo cumpleaños celébralo, celébralo con ilusión, celebra la vida, celebra tu vida.

Encantada de compartir contigo, nos leemos muy pronto y si te apetece, te invito a que compartas este blog entre tu red de amigos.

 

 

 

 

 

23 comentarios sobre “Vivir la vida

  1. Maite!!!no puedo estar más de acuerdo contigo!!!permíteme que hasta que encuentre mi mantra tome prestado el tuyo de modo temporal….Y si, los cumpleaños hay que celebrarlos!no todo el mundo tiene la suerte de cumplir años, así que si, yo soy de las que se pilla vacaciones ese día para disfrutarlo!!tomando consciencia de que es un regalo!!!un besazo enorme y gracias!!!!

  2. Hola Mayte

    a partir de ahora me voy a enfrentar a mi fecha de cumpleaños de forma diferente, te escribiré para contártelo, en septiembre hablamos! Andrés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

11 + 8 =